Es gato, no peluche

El bebé ha cogido a un gato y cree que es de peluche, por eso le muerde y juega con él bruscamente. Pero lo que el bebé no sabe es que es un gato de verdad y que todo lo que le hace le duele. ¡Uy, pobre gato cómo irá ha quedar!

Es gato no peluche

Un comentario a “Es gato, no peluche”

  1. Jose dice:

    piedad con el gato!!!

Deja un comentario