Gato traumado

A los gatos siempre hay que bañarlos desde pequeños para que se acostumbren al agua; pero no tan pequeños, ya que pueden sufrir algunos traumas.

Miren lo que le ocurrió a este pequeño minino, desde que lo bañaron nunca se le quitó esta expresión de su rostro. Seguro no utilizaron agua tibia.

Deja un comentario